jueves, 18 de febrero de 2010

POEMA VICTORIANO PREFERIDO DE NELSON MANDELA

EL POEMA VICTORIANO DE MANDELA:





“INVICTUS”


Más allá de la noche que me cubre
negra como el abismo insondable,
doy gracias a los dioses que pudieran existir
por mi alma invicta.
En las azarosas garras de las circunstancias
nunca me he lamentado ni he pestañeado.
Sometido a los golpes del destino
mi cabeza está ensangrentada, pero erguida.
Más allá de este lugar de cólera y lágrimas
donde yace el Horror de la Sombra,
la amenaza de los años
me encuentra, y me encontrará, sin miedo.
No importa cuán estrecho sea el portal,
cuán cargada de castigos la sentencia,
soy el amo de mi destino:
soy el capitán de mi alma.



William Ernest Henley



William Ernest Henley: Invictus
William Ernest Henley (1849-1903)

Autor inglés, natural de Gloucester, que vivió toda la segunda mitad del siglo XIX (la época victoriana) y que estuvo buena parte de su vida convaleciente de tuberculosis. R.L. Stevenson tomó al viejo Henley como modelo para crear su John Long Silver, el pirata bueno de "La isla del Tesoro", pues eran buenos amigos y colaboraron en varios escritos. Su trabajo como editor le valió para promocionar autores, como por ejemplo, Herbert George Wells (H.G. Wells, "El mundo perdido", "La isla del doctor Moreau").
Los versos más inmortales de Henley "I'm the master of my fate / I'm the captain of my soul" son para el mundo anglosajón algo así como el "Que es mi barco mi tesoro / que es mi dios la libertad" para el mundo hispano, aunque no siempre la desafiante proclamación de libertad de Henley ha agradado a los lectores. Por ejemplo, Timothy McVeigh, autor de la masacre de Ocklahoma en un atentado con bomba, hace ya bastantes años, como última voluntad antes de ser ejecutado por un tribunal de EEUU, escribió los versos del poema Invictus como justificación a sus actos. Muchos calificaron entonces el poema como algo abominable y amoral, provocador, desafiante al orden y a la religión.
Y para los que les guste la música, el grupo de heavy metal Virgin Steele compuso una canción hace algunos añitos titulada Invictus, y que sospechosamente guarda mucha relación con el poema.
Independientemente de cómo sea entendido el significado de los versos, lo que es cierto es que Invictus es un poema extraordinario que no envejece, y que creo que impacta con la primera lectura, y hace pensar con la segunda. ¿Opiniones? Sí por favor.



(original INGLÉS)



Out of the night that covers me,
Black as the Pit from pole to pole,
I thank whatever gods may be
For my unconquerable soul.

In the fell clutch of circumstance
I have not winced nor cried aloud.
Under the bludgeonings of chance
My head is bloody, but unbowed.

Beyond this place of wrath and tears
Looms but the Horror of the shade,
And yet the menace of the years
Finds and shall find me unafraid.

It matters not how strait the gate,
How charged with punishments the scroll
I am the master of my fate:
I am the captain of my soul.


William Ernst Henley (1849-1903)

Es el poema que Nelson Mandela se repetia un día y otro en la carcel de Robben Island durante 23 años. Le dió fuerzas y esperanza y le ayudo a consagrarse a su ideal y a sus sueños.

He investigado y Nelson Mandela estuvo en prision durante 27 años. Fue el preso 46664.

14 comentarios:

hector dijo...

gracias por compartir, tan hermoso poema, saludos

perci dijo...

muy bueno,es uno de los inmortales

Anónimo dijo...

Gracias por la información. Acabo de ver la película. El poema me parece precioso.
Gracias por compartirlo

Anónimo dijo...

le doy gracias a los dioses cualrquiera este sea por tener la oprtunidad de conocer es linda verdad somos nuestros propios capitanes siempre con la cabeza en alto con amor y perdón amen.

NINO dijo...

VI LA PELÍCULA, EMOCIONANTE,SUBLIME,EJEMPLO DE GRANDEZA EL SR, MANDELA.GRACIAS POR EL POEMA QUE ÉL TANTO AMÓ, Y QUE ELEVÓ SUS FUERZAS Y ESPÍRITU HACIA LO MÁS ALTO.IMITEMOS.

amictlan dijo...

Buen post, gracias por el aporte. Sólo faltaría precisar los años que Mandela estuvo en prisión. Saludos cordiales.

Cangrejero dijo...

He visto la película y me ha gustado bastante, tanto por la interpretación de los actores como por el mensaje que transmite. Y he encontrado este blog buscando el poema, palabras bonitas que pueden ayudarnos a reflexionar.

Pero el hecho es que Nelson Mandela tuvo que vivir un terrible encierro en aquella pequeña celda. Día tras día, las circunstancias del destino pusieron su alma a prueba.

Sólo alguien que haya vivido una experiencia similar puede sentir el mensaje de este poema en toda su magnitud.

Y sólo alguien que haya sobrevivido a ella puede presumir de poseer un alma invicta, más allá de lo que un puñado de palabras bonitas nos pueda evocar.

Anónimo dijo...

Gracias por compartir, este poema, deseo que los que hemos tenido la oportunidad de leerlo, hagamos un poco de conciencia y lo apliquemos en nuestra vida diaria.

Anónimo dijo...

paso 27 años en prisión y lo lo que aprendio no fue el rencor sino el perdon...gran ejemplo de la grandeza de un espiritu unico y puro...y el poema sigue siendo su favorito...no lo maten Nelson Mandela sigue vivo y dando que hablar y pensar

guillermo rivas.... dijo...

Alfredo Rivas
hermoso,nos hace dar cuenta la grandeza que el SR.mandela forjo en su alma ,todos aquello años.Ademas nos enseña a imitar.aun que sea dificultoso,y la frace cumbre;"soy el capitan de mi alma,el dueño de mi destino"eso nos hace meditar en nuestra excistencia......

MARUCHY dijo...

QUE HERMOSO POEMA, AL IGUAL QUE LOS COMENTARIOS ANTERIORES MI INSPIRACION Y CONOCIMIENTO DE ESTE POEMA FUE AL VER LA PELICULA
"INVICTUS" DE LA VIDA DEL SEÑOR NELSON MANDELA, EXTRAORDINARIO SER HUMANO, MERECEDOR DE MI ADMIRACION!
MARUCHY

quijote52 dijo...

NELSON MANDELA, ES UNO DE ESOS GRANDES HOMBRES QUE CAMBIARON EL CURSO DE LA HISTORIA.Dario Espaillat

Anónimo dijo...

a mi me gusta mucho el poema este, pero le faltaria alguna cosa.... no se.... falta algo para que sea perfecto

alvaro dijo...

• Llevo varios días sin leer nada de noticias ni ver ningún programa parlante de noticias Armagedón. Si ese mogollón noticiero, tiene algunos visos, aunque sea fantacientificos de realidad, o sea una mentira mas , de las ya habituales en las estadísticas, pero de alguna manera barnizado para que de resultón. Digo resultón, con el tono catastrófico suficiente para alarmar al personal y que piense, pobrecita nuestra nación , pobrecito nuestro gobierno. Pobrecitos los hacedores de latrocinios de los ocho años anteriores, vamos ayudarles un poco, aunque quien sabe cómo, si euro a euro por español, no llegamos ni de Madrid a Collado-Villalba. Los tropecientos millones de euros, que hace una semana era como tres veces menos no tienen ni nombre ni apellidos, en cuanto a sus causantes concretísimos. Y que pasa con todo lo que era antes esa letania diciendo que solo eran deficientes en sus resultados contables las cajas. Que si los bancos patatin y patatan, que ellos muy aplicados, los empollones de la clase. Y de los políticos aquí no ha hablado nadie. A mí me gustaría saber en concepto de que son esos cien millones de euros, quienes son los responsables de esa quiebra nacional. Político a político, y nombre a nombre, y que nos digan para que se prestan y quienes se llevan los intereses, lo que antes se llamaba la usura, ay ahora son mercados. Es descojonante que ahora todo, casi todo, el PP está con cara de muermo o de yerno asesino, mirando a los markets, y los progroms están que se corren con los dicterios del parqué con menos paraqué que ha existido nunca. Y eso que hace dos cigarrillos les daban unos cortes de manga que ardía Troya. Ya tenían que ser gordos para hacer arder una ciudad ya calcinada.

Y Rubalcaba, lógicamente, estando en el basurero de país que estamos, mirando al reloj en vez de al apartado donde cada uno suele marcar el pasivo económico. Ese con el que tanto tiene que ver él. Pero en cuanto a pasivos, el PSOe sabe también un rato y nada barato..

Espero la siguiente racha de noticias dentro. de quince días, como poco, a ver si el hombre ha llegado a Plutón, y Plutón ha quebrado también a los diez minutos de la llegada.